Navegación
Sinaia y Mexique: solidaridad mexicana



Lázaro Cárdenas. Presidente de México Lázaro Cárdenas:
El 13 de junio de 1939 el buque Sinaia atraca en Veracruz para desembarcar a refugiados españoles. Había sido fletado por el SERE (Servicio de Evacuación de Republicanos Españoles) para buscar un lugar de acogida a españoles ante el avance de las tropas nacionales. Llevó al país americano la primera expedición organizada por los Gobiernos de las repúblicas mexicana y española. Negrín, pesimista con el futuro resultado de la guerra tenía avanzadas las gestiones para obtener asilo para gran número de españoles. El general Lázaro Cárdenas, que en 1937 había recibido a 500 niños españoles -conocidos después como los niños de Morelia-, abre las puertas en 1939 al resto de la emigración republicana. Los barcos Sinaia, Mexique e Ipanema desembarcan a los refugiados, que empiezan a ser trasterrados, como diría después uno de ellos, el filósofo José Gaos. La colonia de españoles en México, entre unos 20.000 y 25.000, estaba dividida por razones políticas.

Buque Sinaia utilizado para la expatriación de republicanos Entre España y México. Pedro Garfias:
[Escrito a bordo del Sinaia]

Qué hilo tan fino, qué delgado junco
-de acero fiel-, nos une y nos separa,
con España presente en el recuerdo,
con México presente en la esperanza".
[...]
Como otro tiempo por la mar salada
te va un río español de sangre roja
de generosa sangre desbordada...
Pero eres tú, esta vez, quien nos conquista
y para siempre, ¡oh, vieja y nueva España!".
(Pedro Garfias, Salamanca, 1901-Monterrey, 1967)

Garfias fue uno más de los numerosos escritores, artistas e intelectuales españoles que encontraron refugio en la generosidad mexicana. Filósofos como José Gaos y Eugenio Imaz; escritores como León Felipe, Luis Cernuda y Max Aub; cineastas como Luis Buñuel... Son sólo una pequeña muestra del talento aportado por la diáspora republicana a México.

Barco Mexique, ex Lafayette de la Cia Generale Trasatlantique. 15.000 tons eslora 172 La presidencia de Cárdenas (1934-1940)
Por abrumadora mayoría, el general Cárdenas, candidato de PNR, gana las elecciones a la presidencia el 2 de julio. Anuque la oposición denuncia fraude electoral, el masivo apoyo popular lo desmiente. Era el líder más progresista del partido. Triunfaba el reformismo y la posibilidad de cumplir las promesas hechas al pueblo durante la revolución, frustradas por el conservadurismo de Calles. Durante el cardenismo la reforma agraria recibió un gran impulso, se apoyó al campesinado mediante el Banco de Crédito Ejidal y se repartieron más tierras que en todos los periodos anteriores: 18 millones de hectáreas. Otra prioridad fue reordenar la enseñanza pública, combatiendo el analfabetismo y fomentando la escolarización: para Cárdenas la educación que imparta el Estado será socialista y, además de excluir toda doctrina religiosa, combatirá el fanatismo y los prejuicios. Además de frenar la influencia de la Iglesia, esta educación socialista, dirigida sobre todo a la población indígena, se proponía formar a los niños con valores de cooperación y solidaridad. Fue clave asimismo en la gestión de Cárdenas la nacionalización de las ferroviarias y petroleras extranjeras, en 1938, que inauguró una época de independencia económica bajo el lema México para los mexicanos. Se favoreció también la sindicalización obrera y campesina, reguló las relaciones entre obreros y patronos, ayudó a la integración del indio y puso en marcha una política exterior basada en el respeto a la soberanía de los estados. La radicalidad de las reformas cardenistas condujo a sus opositores a organizarse. Así se funda la Unión Nacional Sinarquista (UNS), con ex cristeros y gente del campo que, por diversas razones, veían afectados sus intereses por la política agraria. México superó la Gran Depresión y vivió un clima de estabilidad que impulsó el desarrollo de todos los ámbitos. Tras cesar como presidente rn 1940 continuó siendo una de las figuras más relevantes de la politica mexicana a nivel nacional e internacional.

Sinaia, desembarco de exiliados en Veracruz Declaración solidaria con España de 19/04/1937:
Desde la proclamación de la República en España, el gobierno mexicano mostró su solidaridad con la república hermana. El 19 de abril, Lázaro Cárdenas confirma que seguirá prestando su apoyo. Ya el 19 de enero Cárdenas había declarado que el gobierno mexicano continuará suministrando al legítimo gobierno español armas y municiones de fabricación nacional; pero su ayuda fue más allá del envío de material bélico. Ante el avance de las fuerzas rebeldes, y dada la escasez de víveres existentes en el país, México ofrece al gobierno de la República su ayuda humanitaria. En el mes de junio partirá de España rumbo a América una expedición compuesta de unos 500 niños de ambos sexos, de entre cinco y doce años, a bordo del buque Mexique. Por invitación directa del presidente mexicano, los niños desembarcarán en Veracruz y serán trasladados a Morelia, donde se instalarán en una Escuela España-Mexico, creada especialmente para recibirlos y atenderlos hasta el fin de la guerra. Al término de ésta, México seguirá dando ejemplo de hospitalidad: el país acogerá a miles de refugiados y allí será donde se organice la intelectualidad y el gobierno de la España en el exilio. El presidente Cárdenas suministró petróleo a la República aislada e intermedió con otros países para la compra de armamento. Defendió la legalidad republicana española en los foros internacionales. Concedió asilo a miles de refugiados españoles a los que ayudó y concedió la nacionalidad mexicana. El compromiso mexicano supuso un serio peligro para los mercantes de su pabellón. Los submarinos italianos enviados a las costas mediterráneas españolas tenían instrucciones de no torpedear a barcos extranjeros a menos que fuesen rusos y mexicanos. Para no comprometer a Italia por la violación del tratado de no intervención, el hundimiento debía hacerse sin testigos ni supervivientes. No se aplicaría la obligación del derecho de guerra de poner a salvo a los pasajeros, la tripulación y los documentos de un mercante antes de hundirlo. Las instrucciones del Estado Mayor nacional (05/11/1936) recomendaban el hundimiento de estos barcos.

Discurso en el Acto de agradecimiento (1957):
Al llegar ustedes a esta tierra nuestra entregaron su talento y sus energías a intensificar el cultivo de los campos, a aumentar la producción de las fábricas, a avivar la claridad de las aulas, a edificar y honrar sus hogares y a hacer, junto a nosotros, más grande a la nación mexicana. En esta forma han hecho ustedes honor a nuestra hospitalidad y a nuestra patria. (Lázaro Cárdenas, Acto de homenaje de gratitud a Lázaro Cárdenas, 14 de abril de 1957)

Sobre la memoria. Verso de Pedro Garfias:
España que perdimos, no nos pierdas;
guárdanos en tu frente derrumbada,
conserva a tu costado el hueco vivo
de nuestra ausencia amarga
que un día volveremos, más veloces,
sobre la densa y poderosa espalda
de este mar, con los brazos ondeantes
y el latido del mar en la garganta.
(Pedro Garfias)


Azaña y Negrín. Negrín sustituye a Largo Caballero en mayo de 1937 Ayuda de organizaciones civiles:
Una buena parte del apoyo a la República provino de las organizaciones obreras independientes de los países occidentales, que recogieron dinero y facilitaron el reclutamiento de voluntarios. Las Brigadas Internacionales se organizaron en otoño de 1936 y estuvieron compuestas por unos 10.000 franceses, 5.000 alemanes, 4.000 polacos, 3.500 italianos y 2.800 estadounidenses. En total, el número de combatientes fue de unos 40.000, aunque nunca hubo más de 18.000 en servicio al mismo tiempo. Cerca de una tercera parte de los voluntarios murió en España y la mayoría sufrió heridas de distinta gravedad. A finales de 1995 el gobierno socialista otorgó la nacionalidad española a los brigadistas supervivientes.

Estados Unidos y la República española:
El 11 de abril de 1937 se recauda en los estudios de Hollywood un millón y medio de dólares para la España republicana. Roosevelt era muy consciente de los peligros de los regímenes fascistas. Su intención de no acelerar el comienzo de la Segunda Guerra Mundial le llevó a no implicarse en la ayuda a la República. El desentendimiento de las democracias generó en ellas un encendido debate moral, especialmente en el Reino Unido tras el bombardeo de Guernica. Muchos historiadores norteamericanos destacan el papel de la minoría católica en la postura del presidente. Los voluntarios norteamericanos estuvieron agrupados en la Brigada Lincoln que se estrenó en la lucha en la batalla del Jarama. Durante esta ofensiva de iniciativa italiana sufrieron numerosas bajas. Su preparación fue muy improvisada y su armamento precario. Llegó a estar comandada por un militar de color con experiencia. Hemingway se instala en Madrid con la escritora Martha Gellhorn, con la que se casa en 1941. Desarrolló una febril actividad en apoyo de la causa republicana. Recorrió los escenarios de la guerra, recaudó fondos para los combatientes de la República, envió a EE.UU. crónicas estremecedoras y brillantes y reunió sus experiencias en su novela Por quién doblan las campanas, donde cuenta la historia de un combatiente estadounidense enamorado de una española, junto a la cual es capaz de sacar un heroísmo que lleva oculto. Siguió volviendo a España y a la fiesta de los toros. En Pamplona recibió la noticia de que le había sido concedido el Premio Nobel (1954).

Huida de civiles de Gijón (octubre 1937):
El bloqueo de los nacionales se endurecía y la intervención protectora de la Marina inglesa disminuía. La ciudad estaba sometida a constantes ataques aéreos y a severas medidas para mantener el orden civil. La ciudad perdió la protección del Císcar al ser hundido en el ataque aéreo del 19 de octubre. El Estado Mayor embarcó hacia Burdeos en el torpedero T-3. Otras personas buscaron cualquier medio de escape en remolcadores, barcazas y pesqueros. Unos 60 barcos trataron de burlar el bloqueo impuesto por el Cervera, el Velasco y otros buques nacionales. Cuando los refugiados llegaron a Burdeos, agotados, calados de agua y enfermos después de dos días de mareo, las autoridades francesas los aislaron hasta el 22 de octubre, fecha en que fueron desembarcados, vacunados y luego puestos bajo llave en vagones para ser llevados a la frontera catalana.

Ultimos días de la República (1939):
El gobierno de la república se trasladó de Barcelona a Gerona el 25 de enero de 1939. El 28 de enero el gobierno francés permitió la primera entrada de refugiados. Los grupos de civiles fueron bombardeados y ametrallados en su huida. El 9 de febrero Negrín se traslada a Alicante. Conserva la esperanza de recibir ayuda exterior tras el estallido de la Segunda Guerra Mundial. El 13 de febrero Franco dicta la Ley de Responsabilidades en la que condena a los seguidores de la república por el crimen de rebelión militar. El 27 de febrero Francia y Gran Bretaña reconocen el gobierno de Franco. El presidente Manuel Azaña, que dimitiría a finales de febrero, tuvo que cruzar la frontera a pie. El 4 de marzo el coronel Casado formó una Junta de Defensa contra Negrín para acelerar el final de la guerra. Franco sólo aceptaría la rendición incondicional y castigaría duramente a los republicanos con 500.000 presos y 150.000 muertos. El 27 de marzo los nacionales entran en Madrid. Los soldados republicanos en Francia fueron internados a la intemperie en secciones de playa separadas por alambradas. Sus pertenencias fueron arrojadas a una zanja rellena de cal viva. El 6 de mayo es vitoreado el desfile de la Legión Cóndor en Berlín. El 1 de septiembre se inicia la invasión de Polonia.

Detención en el Mexique durante su estancia en La Palma (1936):
En los dos años siguientes realizó viajes ocasionales a Nueva York y en la línea que unía Burdeos y Casablanca, y a finales de 1936 hizo su último viaje a Canarias desde St.Nazaire y Vigo, con escala en Santa Cruz de La Palma, puerto al que arribó el 24 de noviembre con una expedición de 213 pasajeros en tránsito en viaje a La Habana y Veracruz. Entonces se produjo un suceso que tuvo amplia resonancia cuando una patrulla de militares y falangistas subió a bordo del liner francés y procedió a la captura de uno de los pasajeros, García Atadell, "improvisado policía terrorista" reclamado por la justicia del régimen franquista. También fue detenido el periodista Rafard, del Ateneo de Madrid, catalogado como "revolucionario" y que había intervenido en los sucesos de Jaca y en "otros actos extremistas". García Atadell, jefe de la brigada checa madrileña, fue descubierto por el citado Rafard, ya que viajaba con un pasaporte cubano expedido por el cónsul del citado país en Alicante, lo cual contribuyó al éxito de la operación, que ya poseía numerosos antecedentes por informes policiales de la Península. La noticia publicada por Diario de Avisos el 27 de octubre, denota su marcado acento: Muchas y dolorosas cosas podríamos decir de este negro sujeto, sin entrañas ni corazón, que llenó de pavura todo el suelo madrileño. Se sabe que este jefe endemoniado de los comienzos de la guerra civil dejó su oficio de tipógrafo para seguir una lucha detectivesca y sin freno contra todo lo que no entrara en los reinos de su amarga opinión. (Juan Carlos Díaz Lorenzo) El Mexique, construido en 1928, resultó hundido el 19 de junio de 1940 en el puerto de Le Verdon, en el estuario del Gironde, al hacer explosión una mina magnética. Tenía un TRB de 11.593 Tons. Eslora: 171,60 m. Manga: 19,50 m. Matrícula: St.Nazaire. Velocidad: 18 nudos.


[ Menú Principal | Menú documentos | ONU | Idice Batallas | Columbus | Submarinos | Primera Guerra ]